cosas-que-ver-culturiplan

Museo Nacional Arqueológico de Tarragona

Museo-Nacional-Arqueológico-de-Tarragona-exterior

Índice de contenidos

El Museo Nacional Arqueológico de Tarragona es el centro más importante para la recuperación y difusión de su pasado romano

El Museo Nacional Arqueológico de Tarragona se originó en la primera mitad del siglo XIX, siendo el museo más antiguo de esta temática de Cataluña, a partir de colecciones halladas en los siglos XVI, XVII y XVIII, aunque la mayor parte de sus fondos han sido hallados en los últimos ciento cincuenta años gracias a la expansión urbanística de Tarragona.
Tras diferentes ubicaciones y distintas etapas más o menos activas, incluso con periodos de cierre el Museo Nacional Arqueológico de Tarragona se ubicó en la Plaza de la Font durante más de cien años, trasladándose en el año 1960 al edificio actual construido para albergar el museo, conservando en su subsuelo un fragmento de la antigua muralla de Tarraco.

A lo largo de su historia el Museo Nacional Arqueológico de Tarragona ha sufrido varias reformas, pero la principal reforma que se realizó en el museo fue en el año 1993 con motivo de la celebración del XIV Congreso Internacional de Arqueología Clásica en Tarragona, mejorando notablemente sus espacios expositivos y del museo en general.

Museo-Nacional-Arqueológico-de-Tarragona-interior

El Museo Nacional Arqueológico de Tarragona, basa sus colecciones principalmente en los restos de la época romana, momento de mayor esplendor de Tarraco, capital de una de las provincias más extensas del Imperio Romano, los restos proceden principalmente de trabajos urbanísticos, de hallazgos casuales y de aportaciones de particulares.

Fue a partir de 1926 con las excavaciones de Joan Serra i Vilaró en la Necrópolis Paleocristiana y el Foro de la Colonia, cuando cambió la tendencia de la procedencia de los fondos, pero tras la Guerra Civil y la Posguerra la ciudad creció de manera poco controlada en las décadas de los cincuenta, sesenta y setenta del siglo XX, provocando que los hallazgos casuales fueran mayoritarios.

Esta tendencia se cambió en 1978 y sobre todo desde 1981 con la creación del Servicio de Arqueología de la Generalitat, siendo las intervenciones arqueológicas programadas prácticamente la única manera de ampliar el fondo del museo, aumentando considerablemente los depósitos procedentes de excavaciones de la propia ciudad y de los yacimientos cercanos como el teatro. el circo o el Anfiteatro entre otros.

El Museo Nacional de Arqueología de Tarragona dispone de cuatro plantas para exposiciones, en la Planta -1 tenemos la Sala I dedicada a Tarraco como campamento militar y el entorno de Tarraco en la época prerromana y en la república romana; en la Planta 0 tenemos la Sala II sobre la arquitectura romana y sus edificios y la Sala III sobre los mosaicos romanos.

En la Planta 1 tenemos la Sala IV dedicada a la vida cotidiana de los habitantes de Tarraco y sus utensilios diarios y la Sala V dedicada a la relación de Tarraco con el mar y en la Planta 2 tenemos la Sala VI dedicada a la escultura, la Sala VII dedicada al “Collegium Fabrum” y a las asociaciones profesionales, la Sala VIII dedicada a las villas urbanas en Tarraco, la Sala XI dedicada a la escultura funeraria, la Sala X dedicada al mundo rural y el Vestíbulo donde se expone el mosaico de los peces.

Para ver los horarios y tarifas que ofrece el Museo Nacional de Arqueológico, visita la página oficial pinchando en este enlace.

Otros sitios que visitar en Tarragona…

Esto le puede interesar a algún amigo, ¡Comparte!

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on linkedin
cosas-que-ver-culturiplan

¿No sabes que hacer este finde?

Lo tienes fácil …

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

cosas-que-ver-culturiplan